Embargo 2014


Imagen descargada de: http://www.cmhw.icrt.cu

Imagen descargada de: http://www.cmhw.icrt.cu

El presente año 2014 para Cuba comenzó ya a preparar su equipaje al inicio de este último trimestre. Y es algo que se viene repitiendo desde el pasado siglo hasta el cansancio; como si año tras año al final, saliera el que estaba en curso por la ventana para regresar, sigilosamente, por la puerta de atrás. Planes, promesas, programas, lineamientos; alguien diría que: “más de lo mismo con los mismos”. Pero parece que por fin algo ha comenzado a moverse, fundamentalmente en las categorías económicas y sociales. Cuentapropismo, impuestos, trabajadores contratados por empresarios privados del patio; explotación de la tierra por finqueros usufructuarios, recuperación de algunos derechos de comprar y vender, de viajar al exterior y regresar. Prisioneros políticos liberados entre la deportación y licencias extrapenales. Nuevas leyes de inversión extrajera y de trabajo. Todo un paquete de reformas desde el gobierno autoritario, para mantener el poder del gobierno autoritario, con la intención de consolidar un capitalismo de estado y garantizar una sucesión dinástica tranquila.

Como es lógico existen diferentes visiones de observadores nacionales e internacionales sobre estos asuntos. Desde los que aseveran que solo son cambios cosméticos, hasta los que aducen lo contrario. Es cierto que las autoridades mantienen pendiente aún la deuda con la oposición política pacífica y la comunidad mundial sobre la ratificación e implementación de los Pactos Internacionales de Derechos Económicos, Sociales y Culturales y de Derechos Civiles y Políticos. De cualquier manera hay una nueva sinergia, con sus acciones, contradicciones y sorpresas. Quién hubiera pensado, por ejemplo, que el periódico Granma, órgano del partido comunista, iba a difundir un artículo del New York Times casi íntegramente para el consumo de los lectores del patio, como sucedió el martes 14 del presente octubre. Es como si de pronto la máxima dirección histórica del país se convirtiese al periodismo independiente. Y es que el tema del embargo norteamericano a Cuba vuelve a ser noticia durante este mes en las Naciones Unidas. Además, la próxima Cumbre de las Américas en Panamá, a la que está invitada Cuba por primera vez, brinda una oportunidad única al gobierno cubano de enfrentarse al norteamericano en un marco propicio para iniciar conversaciones.

La actual inestabilidad de Venezuela; los altibajos electorales en Brasil, la crisis económica sistémica cubana y el fenómeno del terrorismo internacional, parece que han obligado a las autoridades autoritarias de la isla a tomar, ahora en serio, la necesidad de un diálogo constructivo con nuestros cercanos vecinos. Uno de los aspectos significativos de estos posibles encuentros y quizás un elemento que haya conspirado para su anterior realización es que, durante los últimos 55 años, han pasado once presidentes con sus respectivas administraciones por la Casa Blanca y en Cuba permanecen los mismos, cada cual con sus singulares historias. De cualquier manera, solo mediante negociaciones se pueden resolver los conflictos pacíficamente. El susodicho embargo a Cuba, que ha servido para victimizar al régimen y es un sinsentido que carga sobre los sectores más vulnerables del pueblo, debería ser negociado. Constituye este, sin lugar a dudas, una violación más de los derechos humanos de los cubanos y un obstáculo para nuestras justas aspiraciones de libertad, justicia y paz en democracia.

Publicado en Uncategorized | Etiquetado , , , , , , , , | 1 comentario

Cantar las cuarenta


En los últimos años, en cada oportunidad que el tema de Cuba es colocado en el éter, ya sea en relación con la transición hacia las libertades democráticas o de otra naturaleza política, desde cualquier lugar del orbe, nuestras reprimidas pasiones isleñas nacionales se desatan. No importa que se trate de un concierto en la Plaza Cívica de Cuba, como el realizado en septiembre del 2009 por Juanes y otros artistas o, como en el presente, de una carta con propuestas al presidente de los Estados Unidos de Norteamérica sobre asuntos económicos. Las reacciones a favor y en contra, más allá de los extremos, evidencian la pluralidad de opiniones de la socidad civil emergente cubana. Y esto es lógico, puesto que la democracia es esencialmente plural, como plural es la oposición política pacífica, en contraposición al pensamiento único enarbolado por la dictadura militar cincuentenaria que detenta aún el poder en Cuba.

La carta de marras, firmada por cuarenta personalidades cubanas y norteamericanas radicadas fuera de la isla, invita al presidente Barack Obama a flexibilizar algunas de las restricciones impuestas por el embargo norteamericano a Cuba. Este conjunto de leyes de larga data, en nuestra opinión y en la de la mayoría de los países de la comunidad internacional, han resultado contraproducentes para el pueblo cubano en todos los sentidos, justificando y potenciando de diferentes maneras las violaciones de los derechos humanos de la dictadura castrista, por lo que su mantenimiento constituye una causa difícil de defender. En cuanto al texto de la misiva, centrado fundamentalmente en aspectos de mercado y no en el de los derechos de la persona humana, coloca al menos nuevamente en la palestra pública la agenda de los necesarios e impostergables cambios en nuestro archipiélago. Los producidos hasta ahora, determinados por los nuevos lineamientos del partido comunista y la revolución, apuntan evidentemente hacia una economía de capitalismo estatal que garantice la suceción dinástica, bajo los referentes del llamado Socialismo del Siglo XXI. Para esto coquetean, supuestamente mediante el mercado, con los mercaderes. Pero, como ya conocemos por experiencia que el socialismo real es solo remendable y la democracia participativa es la única verdaderamente perfectible, es hacia allí que, sin lugar a dudas, inclinamos nuestro derrotero.

Ya en diciembre de 1996 el Proyecto Demócrata Cubano, Prodecu, en una carta abierta dirigida al gobierno norteamericano afirmaba: “Es un hecho que los actos políticos de los gobernantes de los Estado Unidos de América han influido y, a veces determinado, la historia del pueblo cubano a través de los tiempos. Las últimas cuatro décadas no han sido ajenas a esta realidad”. Y pedía a continuación: “Que las autoridades del gobierno de los Estados Unidos de América acepten las propuestas del gobierno de Cuba de iniciar conversaciones incondicionales con el fin de negociar el diferendo Cuba-EE.UU”. Es esta fórmula que reafirmamos, la de negociar, la única que nos puede acercar, pacíficamente, a la democracia, la justicia y al estado de derecho. Lo esencial a sintetizar en la carta de las cuarenta.

Publicado en Uncategorized | Etiquetado , , , , , , , , | 2 comentarios

Primer trimestre de 2014


Los tres primeros meses del presente año 2014 concluidos y parte del presente abril, se han destacado por la ya tradicional práctica gubernamental del uso y abuso de los congresos, simposios, ferias, asambleas, etc., de los que emanan, casi siempre, dos mensajes: uno para el exterior y otro para los aburridos ciudadanos del patio.

El XX Congreso de la Central de Trabajadores de Cuba, CTC, en el que como es usual, el secretario general fue designado por las autoridades y no electo, como correspondería por la votación libre, plural y democrática de los delegados asistentes, restándole credibilidad e independencia a los sindicatos cubanos es un ejemplo.

Por otro lado, en la Asamblea Nacional fue aprobada por unanimidad la nueva Ley de Inversiones, en la que se establece, una vez más, la discriminación con los ciudadanos cubanos que residen en la isla, los que no pueden invertir ni participar por su cuenta en procesos de esa naturaleza, ni asociados ni por cuenta propia. Eso queda para los funcionarios estatales, capitalistas del estado, y para los extranjeros. Nuevamente una oficina empleadora estatal se ocupará de la función de proponer o asignar la fuerza laboral y técnica de las empresas inversoras extranjeras, como para no dejar algún resquicio a la libre contratación de residentes cubanos.

Y es como si despreciaran y depreciaran a los cubanos que vivimos en Cuba. Durante mucho tiempo ni a los hoteles existentes aquí podíamos acceder. Ahora, reviviendo un poco ese ejemplo ya superado, los cubanos de acá no podemos entrar en los salones de espera de nuestros aeropuertos. ¿Y esto no les da vergüenza a las autoridades? En el preciso punto de acceso de quienes nos visitan comienza la práctica discriminatoria con los nacionales. En Varadero o Boyeros, esta praxis se ha institucionalizado. Es humillante observar con indiferencia, sin darle importancia, cómo se humilla a nuestros conciudadanos.

El más reciente evento finalizó el pasado fin de semana: el VIII Congreso de la Unión de Escritores y Artistas de Cuba, la UNEAC. En el discurso de clausura, el vicepresidente cubano Miguel Díaz-Canel Bermúdez, entre otras, habló de la necesidad de regular la difusión de música y de materiales audiovisuales en los espacios públicos. Habló también sobre la batalla contra los mensajes seudoculturales asociados a la exaltación del consumismo, a salir adelante en lo económico y resaltó que la disyuntiva es socialismo o barbarie. Seguramente debe haberse referido al socialismo del que aún no se sabe que es ni lo que será, el llamado Socialismo del siglo XXI, porque del otro, del socialismo que no fue, ya se conoce todo. Precisó que esta es la única alternativa para salvar la cultura. Entonces si de salvar se trata, se debiera comenzar por salvar la cultura productiva del país pues en estos momentos prácticamente las reses están en peligro de extinción en nuestros campos. Las actuales zafras azucareras son las más pequeñas de toda la historia de Cuba y la improductividad de nuestra tierra produce estupor. Y es que mirando atrás, en Martí, reconocemos la solución cuando dijo en un discurso en Hardman Hall, N.Y. un 10 de octubre de 1890:

Ni alardes pueriles, ni promesas vanas, ni odios de clases, ni pujos de autoridad, ni cegueras de opinión, ni política de pueblo ha de esperarse de nosotros, sino política de cimiento y de abrazo, por donde el ignorante temible se lleve a la justicia por la cultura, y el culto soberbio acate arrepentido la fraternidad del hombre, y de un cabo a otro de la Isla, sables y libros juntos, juntos los de la sierra y los del pueblo, se oiga, por sobre los recelos desarraigados para siempre, la palabra creadora, la palabra: “!hermano!”.

Publicado en Uncategorized | Etiquetado , , , , , , , , | Deja un comentario

Hacia una nueva constitución


Idea de ConstitucionUn grupo de cubanas y cubanos de Cuba y su diáspora acordamos impulsar una hoja de ruta para un consenso constitucional. Organizaciones y personalidades públicas de diversas generaciones, de todas las ideologías, credos religiosos e intereses, creemos que es bueno que, en primer lugar, nos pongamos de acuerdo en cuanto al tipo de carta magna que queremos que se establezca o tomemos de referencia para la creación de una nueva constitución, acorde a nuestros tiempos y realidad.

El grupo gestor que viabiliza este proyecto está integrado por Rogelio Travieso Pérez, Rafael León Rodríguez, Manuel Cuesta Morúa, Fernando Palacio Mogar, Eroisis González Suárez, Veizant Voloi González, Wilfredo Vallín Almeida y Rosa María Rodríguez Torrado.

Queremos desdibujar el círculo vicioso y viciado de una élite que desde hace décadas marca el rumbo de nuestro país sin tener en cuenta la opinión de sus ciudadanos. La hoja de ruta constitucional nace también para derrumbar el mito perverso que nació con el modelo político imperante, en el cual Cuba es solo para una parte de sus hijos: que extiende una mano para tomar el dinero de los emigrados y con la otra los empujan y apartan del entorno al que por derecho pertenecen. Por ello trabajamos en común para la búsqueda de un consenso y orden constitucional y legal que dimane de los ciudadanos, a partir de su diversidad, lugar de residencia y pluralidad.

Miles de cubanos ya han firmado el llamado por una constituyente en Cuba y continuamos convocando a todos nuestros compatriotas, donde quiera que estén o residan, a que se sumen a este esfuerzo, para armarnos con un nuevo blindaje civilizado de coexistencia. En este derrotero, invitamos a los cubanos a que ofrezcan sus ideas de cómo lograr definitivamente, una Cuba para todos desde la ley.

En aras de promocionar estos esfuerzos, compatriotas del exterior crearon el sitio http://consensoconstitucional.com/ en el que existe información actualizada sobre este proyecto.

Redactamos una metodología en la que recomendamos a los cubanos interesados en participar a que presenten ponencias en la que argumenten, en alrededor de diez puntos, sobre las razones de por qué defiende una u otra propuesta constitucional como punto de partida hacia el cambio de la ley de leyes para enrumbarnos a la democratización de nuestra nación.

El próximo mes de mayo, los cubanos de dentro y fuera de Cuba, comenzaremos a realizar encuentros en los que debatiremos las ideas sobre este proceso de promoción de consensos. Ahora mismo, estamos trabajando para la creación de mesas de iniciativa en el territorio nacional y este diseño es solo el comienzo de un largo camino de justicia, equidad y estado de derecho para todos los cubanos.

Publicado en Uncategorized | Etiquetado , , , , , , , , , , , | Deja un comentario

Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños


Imagen descargada de http://www.adelante.cu/

Imagen descargada de http://www.adelante.cu/

La II Cumbre de la CELAC concluyó en La Habana este 29 de enero con más penas para los cubanos contestatarios y la población, que glorias para las autoridades antidemocráticas, a pesar de las alabanzas recibidas por los anfitriones de la mayoría de los satisfechos y agradecidos visitantes de Latinoamérica y el Caribe. Unos pocos mandatarios del hemisferio salvaron la dignidad de la democracia y precisaron en sus discursos los valores de los derechos humanos de todos y para todos. Pero la nota más alta en este sentido la dio el Secretario General de las Naciones Unidas, Excelentísimo Señor Ban Ki-moon, durante una conferencia de prensa, en la que puntualizó algunos detalles de sus conversaciones con los patriarcas de la isla. En estas, dijo, se refirió a la ratificación de los Pactos de derechos civiles y políticos y económicos, sociales y culturales por los gobernantes cubanos, quienes ya los firmaron en el 2008 y los invitó a avanzar en el tema de los derechos humanos en general.

Las estimadas y los estimados presidentes, primeros ministros y Jefes de Delegaciones participantes en la cita olvidaron, aparentemente, que el día once de septiembre de 2001, en Lima, Perú, los representantes de sus gobiernos en aquellos momentos, firmaron la Carta Democrática Interamericana, la que en su artículo 3 explica: “Son elementos esenciales de la democracia representativa, entre otros, el respeto a los derechos humanos y las libertades fundamentales; el acceso al poder y su ejercicio con sujeción al estado de derecho; la celebración de elecciones periódicas, libres, justas y basadas en el sufragio universal y secreto como expresión de la soberanía del pueblo; el régimen plural de partidos y organizaciones políticas; y la separación e independencia de los poderes públicos.”

No por casualidad el régimen cubano es el único entre los 33 que conforman la CELAC que no reconoce a la oposición política en Cuba; discrimina a quienes disentimos de sus prácticas autoritarias; practica las detenciones arbitrarias contra los opositores pacíficos; viola los derechos de reunión y asociación pacífica entre otros muchos y mantiene un poder real totalitario sobre la sociedad. A esta permisibilidad los miembrosde la CELAC le llaman “unidad en la diversidad”, para salvar la consecuente ignominia.

Otra figura inteligente e interesante utilizada en las declaraciones y en los textos fundacionales de la CELAC, para justificar el statu quo de algunos de los regímenes antidemocráticos participantes es el de la “no injerencia”, la que en ocasiones convierte, de alguna manera, a los “respetuosos de la soberanía ajena” en cómplices de estados totalitarios. Así, en la Proclama de América Latina y el Caribe como Zona de Paz, en su punto 3 puntualiza: “El compromiso de los Estados de la región con el estricto cumplimiento de su obligación de no intervenir, directa o indirectamente, en los asuntos internos de cualquier otro Estado y observar los principios de soberanía nacional, la igualdad de derechos y la libre determinación de los pueblos.”

Algunos sectores de la sociedad civil cubana pretendíamos realizar una reunión en la que se analizaría, por ciudadanos de diferentes signos políticos, los documentos fundacionales de la CELAC. Esto no ha sido posible hasta el momento por la acción de la policía política. Si las autoridades de la isla, como sería lógico, publican la Declaración de La Habana íntegramente, para que sea conocida por los ciudadanos cubanos, tendremos entonces los opositores un documento más para debatir y sobre el cual pronunciarnos democráticamente. Que nadie lo dude.

Publicado en Uncategorized | Etiquetado , , , , , , , , , , | Deja un comentario

A cañonazos


El año nuevo 2014 fue recibido por La Habana a cañonazos. Veintiuno de ellos, como para que el recién llegado pasara su primer susto citadino. En otros parajes del globo, las autoridades y los ciudadanos lo recibieron con fuegos artificiales, fiestas, himnos y cantos. Las de aquí, para reafirmar que son viejos militares prefirieron los viejos cañones que, desde la fortaleza de La Cabaña y desde siempre, apuntan a la ciudad.

El año 2013 nos abandonó en un diciembre marcado por la desaparición física de Nelson Mandela, el Madiba sudafricano quién, luego de un largo padecer, finalmente descansó. La ceremonia oficial por su muerte coincidió con la celebración del Día de los Derechos Humanos. No fue suficiente el estadio de fútbol de Johannesburgo para dar cabida a los miles de compatriotas y de representantes de todo el mundo que fueron a rendirle el merecido tributo. En sentidas palabras el secretario general de las Naciones Unidas Ban Ki-Moon allí expresó: “Mandela odiaba el odio. Mandela amaba la paz. Mandela mostró una gran capacidad para perdonar. Es una tarea de todos mantener la memoria de Mandela viva en nuestros corazones”.

En Cuba ese último mes fue testigo de la inusual primera votación pública, no unánime, de la Asamblea Nacional. Probablemente respondiendo a un guión preparado con antelación, pero no por eso deja de ser algo interesante. En reiteradas oportunidades el general presidente había señalado la necesidad de acabar con la unanimidad formal en las votaciones de la Asamblea. Pero, difícilmente algún diputado por su libre albedrío tomará la iniciativa. Y es que en esa Asamblea no existen aún, lamentablemente, diputados por cuenta propia. El nuevo código laboral fue aprobado por esa legislatura, lo que da luz verde al XX Congreso, oficialista, de la CTC. Como siempre se aprobó todo lo demás, entre estos el presupuesto para el presente año 2014.

Ya en este, durante la conmemoración del 55 aniversario del triunfo de la revolución, celebrado en Santiago de Cuba el día primero de enero, el general presidente afirmó en su discurso “y cito”: (…)consultar de manera directa con la población las decisiones vitales para el desarrollo de la sociedad, fin de la cita. Entonces nos preguntamos: ¿Por qué no consultar al pueblo en un plebiscito si prefiere el pluripartidismo a la dictadura de un solo partido político? Y es que, si como él reafirmó, esta continúa siendo la revolución de los humildes, por los humildes y para los humildes, es de suponer que, como en todos estos años, seguirán habiendo unos humildes más humildes que otros, unos iguales más iguales que otros.

Y así comenzó este nuevo año, con la declaración gubernamental de que la revolución sigue con más de lo mismo luego de once lustros y, para ratificarlo, los gendarmes detuvieron a varias personas de la sociedad civil por el intento de entregarles juguetes a los niños el Día de Reyes. No se podía esperar otra cosa luego de los veintiún cañonazos de marras.

Publicado en Uncategorized | Etiquetado , , , , , , , , , , , , | 2 comentarios

Demanda humanitaria


  1. En las últimas semanas hemos conocido algunas informaciones difundidas por medios en los Estados Unidos de América, con relación al tema de la posibilidad de comercializar en este país medicamentos producidos en Cuba, especialmente el Heberprot-P, utilizado en el tratamiento del pie diabético. Por otra parte, las autoridades cubanas continúan manifestándose sobre los obstáculos que enfrentan para comprar determinados fármacos e instrumentos médicos producidos en los EE.UU., debido a las restricciones ocasionadas por la política de embargo a la isla.

  2. Alrededor de este asunto se han creado diferentes estados de opinión, tanto a favor como en contra, desestimando las urgencias de quienes prioritariamente deben ser considerados: los enfermos de diabetes en los Estados Unidos que podrían ser tratados con el Heberprot-P evitando, en algunos casos, peligrosas amputaciones de sus extremidades y de pacientes que en Cuba no pueden acceder a tratamientos para curarse o mejorar su calidad de vida, porque algunos medicamentos e instrumentos especializados producidos en los EE.UU. no pueden ser adquiridos por Cuba.

  3. Ante cualquier reflexión sobre esta problemática es importante tomar en cuenta los artículos 12 y 15 del Pacto Internacional de Derechos Económicos, Sociales y Culturales y la “Declaración sobre la utilización del progreso científico y tecnológico en interés de la paz y en beneficio de la humanidad” de las Naciones Unidas, entre otros.

  4. Por todo esto, los abajo firmantes, cubanos y cubanoamericanos, miembros de organizaciones independientes de la sociedad civil y ciudadanos en general, afirmamos nuestra determinación de apoyar, desde una visión del respeto de los derechos humanos, el análisis posible que permita ampliar todo lo relacionado con los intercambios científicos en las esferas del desarrollo de medicamentos y técnicas médicas. Del mismo modo, la comercialización de medicinas e instrumental especializado para estos fines, en aras de satisfacer las necesidades médicas asistenciales de las personas que necesitan ser tratadas en ambos países.

Julio Aleaga Pesant — Periodista independiente
Hildebrando Chaviano Montes — Periodista independiente
Manuel Cuesta Morúa — Arco Progresista
Siro del Castillo Domínguez — Solidaridad de Trabajadores Cubanos
Gisela Delgado Sablón — Bibliotecas independientes
Eduardo Díaz Fleitas — Alianza Democrática Pinareña
Reinaldo Escobar Casas — Periodista independiente
René Hernández Bequet — Partido Demócrata Cristiano de Cuba
Rafael León Rodríguez — Proyecto Demócrata Cubano
Susana Más Iglesias — Periodista independiente
Eduardo Mesa — Centro Emmanuel Mounier
Marcelino Miyares Sotolongo — Partido Demócrata Cristiano de Cuba
Héctor Palacios Ruiz — Unión Liberal de la República de Cuba
Oscar Peña — Movimiento Cubano Pro Derechos Humanos
Pedro Pérez Castro — Solidaridad de Trabajadores Cubanos
Rosa María Rodríguez Torrado — Proyecto Demócrata Cubano
Wilfredo Vallín Almeida — Asociación Jurídica Cubana

Noviembre de 2013

Publicado en Uncategorized | Etiquetado , , , , , , , , , , | Deja un comentario

Chepe


Conocí a Chepe una tarde en la que coincidimos, casualmente, en la casa de Elizardo Sánchez. Finalizaba la década de los años noventa del pasado siglo y nuestra organización, el Proyecto Demócrata Cubano, junto a otras de variados colores políticos, nos empeñábamos en realizar un programa de apertura económica, social y política nombrado Plataforma Común. Este, luego de concluido, se le entregó a las autoridades del gobierno cubano proponiéndoles su implementación. Oscar Espinosa Chepe, colaboró, desde su maestría como economista, con esta agrupación nombrada Mesa de Reflexión de la Oposición Moderada. De conducta mesurada, jovial, respetuoso y modesto, reunía en sí las cualidades que lo hacían acreedor, al decir de los cubanos antiguos, de la calificación de “una persona decente”. Agudo crítico de los disparates sistémicos que aquejan al llamado socialismo cubano, Chepe sufrió la intolerancia del régimen castrista cuando fue encarcelado durante la Primavera Negra del año 2003. Su deceso, ocurrido en España el lunes 23 de septiembre, luego de una larga, dolorosa e irreversible enfermedad, priva a nuestra nación de uno de sus hijos más capaces y comprometidos y a quienes lo conocimos de un amigo justo y cordial. Descanse en paz.

Este trabajo fue escrito el día del deceso de Oscar Espinosa, pero no pude publicarlo en tiempo porque me fue imposible acceder a los blogs. Brutas que son las maldades de algunos “inteligentes”. Me satisface que hayamos podido burlar nuevamente las trampas de los bloqueadores de libertades e ideas.

Publicado en Uncategorized | Etiquetado , , , , , , | Deja un comentario

De príncipes y mendigos I


Mi vecina es una mujer jubilada de la tercera edad. Su último trabajo fijo fue de carpetera de un hotel turístico de playa. Ahora, a pesar de los achaques del envejecimiento, de la diabetes mellitus y de los trastornos ortopédicos que padece, recoge latas desechadas de aluminio por la playa para intentar equilibrar sus gastos básicos con sus ingresos. Envases vacíos de refrescos, cervezas y maltas enlatadas, abandonados y tirados por doquier, son objeto de su búsqueda y recogida para lo cual se vale de un pequeño armatoste de dos ruedas y un saco de fibras plásticas; agacharse, tomar el envase, echarlo en el saco y andar es la rutina de su nuevo trabajo.

La Empresa de Recuperación de Materias Primas paga ocho pesos cup por cada kilogramo de aluminio, que equivale a 72 latas vacías. Entonces, para obtener veinticuatro pesos, $1,00 dólar o un cuc, —que es igual—, son necesarias 216 latas, lo que significa una tarea realmente seria para quien se acerca a la vejez. ¡Ah!, pero además, es requisito aplastarlas para poder venderlas a la casa receptora de materias primas por lo que mi vecina, con una piedra que debe tomar con sus dos manos, a falta de una herramienta mejor, las machaca una a una en el balcón de su casa. Pero lo sorprendente es que se siente contenta en su nuevo bregar, porque le permite sobrevivir.

Trabajar la mayor parte de la vida útil, aportando bienes y servicios, contribuyendo a los fondos de jubilación, para que luego estos reembolsos sean simbólicos, es una práctica generalizada de nuestra cotidianidad laboral. De ello solo se escucha o se lee en los medios cuando se refieren a otros países; sobre el nuestro callan, convirtiéndose en cómplices silentes, y como pago, en posibles víctimas en el futuro. Cuando vemos ancianos en nuestro entorno registrando los tanques de basura, buscando algo; cuando los vemos vendiendo bagatelas o jabas por los rincones, deberíamos tener el valor, todos, de alzar la voz para exigir atención a esta injusticia.

Publicado en Uncategorized | Etiquetado , , , , , , , , , , , | 4 comentarios

Galiano


Se extiende recta entre la calle Reina y el malecón habanero. La recuerdo en mi niñez con sus amplios y pulidos portales, con sus hermosas vidrieras de tiendas de ropa, joyerías, jugueterías y establecimientos de todo tipo. Contaba con varias importantes intersecciones con otras vías también dedicadas al comercio y los servicios del centro de la ciudad: con la calle Zanja, con San José, San Rafael, Neptuno, Virtudes y con San Lázaro. La Plaza del Vapor, un vetusto edificio de dos plantas y una manzana de área, completamente dedicado a tiendas de ventas de sombreros, telas y confecciones textiles, indicaba el comienzo de Galiano como arteria comercial. Luego de demolido al principio de la revolución, con el pretexto de que se iba a construir allí un edificio de viviendas, el terreno fue convertido en un parque. La más famosa tienda por departamentos de Cuba, El Encanto, ocupaba una de las cuatro esquinas de San Rafael, las que compartía con la tienda Flogar, la peletería La Moda y con el Ten Cent. Luego de un incendio provocado por un acto de sabotaje, en el mes de abril de 1961, el terreno que ocupaba El Encanto se convirtió en otro parque. Dos hoteles están situados en esta importante vía de la capital: el Lincoln y el Deauville. Hasta una iglesia católica comparte los espacios de Galiano entre Ánimas y Virtudes: la de Monserrate. El edificio de viviendas América, con dos salas de cine; las tiendas Fin de Siglo y La Época; cristalerías, cafeterías, heladerías, bancos, en fin, una de las más importantes avenidas comerciales de la ciudad de La Habana.

En las noches habaneras resultaba un agradable paseo recorrer Galiano, ver los escaparates de las tiendas o vidrieras, como se dice aquí, bajo los destellos de los anuncios lumínicos. En Navidades, cambio de temporada o simplemente por distracción, callejear por la Avenida de Italia, Galiano, era una fiesta.

Transcurrido medio siglo de socialismo real todo cambió. Se apagaron las luces y los brillos de Galiano; la desidia y el caos se entronizaron en sus sitios como en la generalidad del paisaje urbano de la capital. Ahora se está concluyendo un plan de restauración capital de esta arteria de la ciudad. Calles asfaltadas, nueva iluminación, obras de recuperación de acueducto, alcantarillado y gas; fachadas remozadas, y reanimación del comercio existente. Pero continúa faltando lo principal, el alma, lo que le imprime interés y valor real a los bienes, muebles e inmuebles: los propietarios. Aquellos a quienes les interesa mantener, desarrollar y hacer progresar sus negocios. Ellos constituyen la esencia misma del mercado, por tanto, sin comerciantes capitalistas no hay interés real por el comercio. Pasará el tiempo y, si no se crean las pequeñas y medianas empresas privadas, las PYMES, verdaderamente independientes del estado, el proyecto de recuperación de Galiano irá a engrosar al de los expedientes fallidos. Allí no estará solo, pues hace algunas décadas se hicieron trabajos de esa misma envergadura con otras calles de interés comercial en La Habana, como fueron las de Belascoaín y Monte y, a los pocos años, todo se había perdido nuevamente. Estas experiencias denotan que son necesarios cambios reales, no cosméticos, o seguiremos en la noria seca de lo absurdo.

Publicado en Uncategorized | Etiquetado , , , , , , , , , | Deja un comentario